domingo, 11 de marzo de 2012

La Halofuginona demuestra propiedades antifibróticas

La halofuginona aprobada por la FDA en 2010 inicialmente para el tratamiento de la escleroderma, ha demostrado en estudios recientes (0,1, 2, 3) una gran capacidad para inhibir los niveles de TGF-beta,  una molécula altamente implicada en el avance de los distintos tipos de fibrosis, disminuyendo los niveles de colágenos en el órgano afectado tanto en modelos murinos como en modelos celulares (ex-vivo).

Esta droga es un potente inhibidor de la expresión de colágeno tipo 1 y es comúnmente estudiada para el tratamiento de desórdenes autoinmunes. La halofuginona se vende en preparaciones magistrales farmaceúticas que deben ser recetadas, por lo que no existe un producto o nombre comercial específico para esta droga.
Fuente: 0, 1, 2, 3
Foro

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada